Lunes, 18 Agosto 2014 10:56

CONSEJOS PARA LAS PIERNAS CANSADAS

¿Quién no ha llegado a casa alguna vez con las piernas cansadas?

La pesadez de piernas es muy común en mujeres después de un largo día de trabajo. Pero, ¿cómo podemos evitarlo?

  • Evitar utilizar pantalones o calzados que nos queden muy ajustados.
  • Evitar temperaturas elevadas (braseros, radiadores o cualquier fuente de calor directo)
  • Intentar pasar el menor tiempo posible inmovilizado, ya sea por estar de pie o sentada. Se recomienda contraer los glúteos con frecuencia o bien realizar movimientos con los dedos de los pies y los propios pies.
  • Evitar largas exposiciones al sol.
  • Intentar favorecer el tránsito intestinal, con un dieta sana, variada y equilibrada y así  evitamos el estreñimiento y/o retención de líquidos.
  • Beber abundante agua entre uno y medio y dos litros diariamente.
  • Intentar ducharse o bañarse con agua templada tirando a fría y realizar ligeros masajes de forma ascendente, favoreciendo el retorno venoso, en las piernas.
  • Realizar ejercicios como son natación, bicicleta y caminar con frecuencia, mejoran la situación.
  • Para personas que por cualquier motivo deben pasar mucho tiempo de pie, se les recomienda el uso de medias de compresión fuerte, para mejorar la circulación sanguínea y prevenir la aparición de varices.
  • Cuando descansen intenten siempre hacerlo con las piernas ligeramente levantadas.
  • Aplicar de vez en cuando cremas o pomadas refrescantes y descongestivas en las piernas, empleando masaje ascendente de tobillo a rodilla, hasta absorción completa. Estas pomadas suelen contener principios activos naturales como son el Rusco, castaño de Indias, centella asiática, vid roja,… que tienen efectos muy positivos sobre este problema. (Precaución en el caso de embarazadas, porque no se les recomienda el uso de mentol y es un componente muy común en este tipo de productos). Estos ungüentos de deben aplicar por la mañana y por la noche si es posible después de un baño de agua fría. Aumentar la frecuencia de uso en las estaciones calurosas del año.

También existen compuestos por vía oral que pueden ayudarlos a mejorar el retorno venoso y así disminuir de forma significativa la pesadez de piernas. Como puede ser la vid roja que debe de tomarse dos veces al día separada de las comidas. El fisioven tanto en capsulas como en pomada están dando un buen resultado al asociar varias plantas con efecto beneficioso para la circulación (Ruscus, Viz roja, centella asiática, hamamelis). O bien la diosmina o hidrosmina estos últimos bajo receta médica.

 

El problema de la celulitis nos preocupa porque se puede convertir no solo en un problema estético sino que también en un problema de auto estima, por ello debemos prestarle una atención especial y nosotros estamos muy concienciados con ello.

Los síntomas más comunes que son; Cúmulos de grasa en zonas localizadas, muy frecuente en la parte posterior del muslo o en la zona del abdomen, famosa piel de naranja, Retención de líquido y toxinas, alteraciones vasculares que incluyo conllevan a mala circulación y cansancio físico continuado.

La celulitis es una degradación del tejido graso que comienza en la pubertad y afecta a ambos sexos aunque mayoritariamente a las mujeres. A pesar que existe un pensamiento muy extendido sobre que se debe a un aumento del peso corporal lo cierto es que también afecta a personas delgadas, con bajo índice de peso corporal.

 

Aquí os dejamos varias recomendaciones:

 

  1. Comer sano y equilibrada ligeramente hipocalórica para evitar el exceso de grasas.
  2. Realizar cinco comidas al día; Comer pocas cantidades pero mas a menudo para favorecer la quema de grasa y evitar su acumulo.
  3. Realizar ejercicio físico. Preferiblemente aeróbico, caminar, nadar. Realizar contracciones y relajaciones de los glúteos cuando estemos parados. Subir y bajar las escaleras, olvidarnos del ascensor.
  4. Moderar el consumo de Sal y alimentos con muchos aditivo (precocinados) ya que aumentan la retención de líquidos.
  5. Beber mucha Agua entre 1,5 y 2 litros al día, para eliminar líquidos y toxinas, una buena opción es tomar infusiones que favorezcan la excreción de líquidos.
  6. Evitar el tabaco. Inhibe la absorción de vitaminas, dificulta la circulación y aumenta la producción de radicales libres. Además de ser un mal habito.
  7. Evitar el consumo de alcohol.
  8. Eviatar el consumo de café porque favorecen la formación de grasa y inhibe la absorción de calcio.
  9. Realizar medidas para aumentar el tránsito intestinal y así evitar el estreñimiento.
  10. Dormir al menos ocho horas diarias.
  11. Evitar prendas ajustadas y calzado muy alto o muy bajo (un par de centímetros es lo ideal) porque dificultan la circulación.
  12. Cuando permanecemos mucho tiempo de pie, hacer contracciones repetidas en glúteos además de levantar y bajar los tobillos, manteniéndonos unos segundos de puntillas y así mejorar la circulación.
  13. Evitar el exceso de calor o exposiciones prolongadas al sol porque producen un defecto vasoconstrictor.
  14. Alimento ricos en ácidos grasos omega 3 o complementos alimenticios de buena calidad poseen una acción antiinflamatoria beneficiosa.
  15.  Pomadas o capsulas con Ruscus (Ruscus aculeatus) favorecen la microcirculación y el drenaje linfático.
  16. Pomadas o cápsulas con centella asiática estimulan la formación de colágeno y asi disminuye la flacidez en la zona.
  17. El castaño de Indias, favorece la resistencia vascular y la permeabilidad capilar, disminuyendo así el edema propio de la celulitis.
  18. La cola de caballo; Beneficiosa por sus propiedades diuréticas y activan la actividad de fibroblastos (responsables de la formación de fibras de sostén de la piel).
  19. Aplicarse cosméticos tópicos de forma adecuada para reducir la celulitis: 
  • Realizar una exfoliación de la piel de la zona bien con exfoliantes o con guante de crin para eliminar células muertas y facilitar la penetración de los productos tópicos. Con una vez a la semana es suficiente.
  • Activar la microcirculación antes de la aplicación con un masaje con el puño cerrado, de abajo a arriba o con pequeños pellizcos hasta notar un aumento de la temperatura de la zona, para aumentar la absorción de los productos.
  • Aplicar pequeñas cantidades de anticelulítico con masaje ascendente hasta la absorción completa. Realizar esta operación una o dos veces al día preferiblemente después del baño o la ducha de agua tibia.
   20. Realización de drenaje linfático.